Added by on 2013-06-30

Cuando alguna hemorragia es grave, en la medida de lo posible hay que conseguir auxilio médico y llevar a cabo primeros auxilios. Revisar el pulso sanguíneo y las respiraciones, identificar que causa la herida; aplicar presión directa sobre la herida tratado de bloquear la arteria para detener la hemorragia. Si esto no funciona necesitarás un torniquete.

  1. El torniquete lo puedes hacer  con alguna tela, cinturón o algo similar; hay que atarlo hasta que ya no salga tanta sangre.
  2. Debes tomar nota de la hora en que se hizo la atadura y pasando 30 minutos hay que revisar si aún existe sangrado.
  3. Repetir esta acción en el mismo patrón de tiempo y no olvidar las horas.
  4. Si la herida deja de sangrar ya es posible aplicar un vendaje
Vendaje  constrictivo.
  1. Cubre alrededor  de la extremidad lesionada entre el corazón y la herida sangrante. Por lo general, por encima de la rodilla o el codo.
  2.  Si tienes dificultad para apretar el vendaje utiliza un palo, pluma o algo similar para poder anudar. Gire el palo para apretar vendaje.
  3. Anóta la hora de aplicación.
  4. Si después e 30 minutos el sangrado continua presiona la arteria directa a la herida.

Dejar un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Connect with Facebook

*